5. De algunos hechos ilustrativos

5.1 Un proyecto educativo

Las ideas hasta aquí defendidos fueron adquiriendo entidad durante la prolongada experiencia del autor del presente escrito como profesor en el centro neuropsicopedagógico experimental y de integración O Pelouro. Allí los profesores y profesoras reciben una cuidada e integral formación por parte de su director y directora, promotores de un proyecto educativo con contextos y dinámicas  escolares hasta tal punto pioneros y efectivos en la respuesta a los retos educativos contemporáneos, que son referencia obligada para universidades y profesionales de Europa y América.

Dicha formación profesional está a la base de un trabajo que obtuvo uno  de los dos segundos premios de los Premios nacionales al fomento de la lectura de la prensa escrita, convocados por la Secretaría General del Ministerio de Educación para el año 2011. Si se hace referencia aquí a este trabajo es para dejar constancia de la posibilidad de experiencias de este tipo en nuestros IES, y contribuir así a erradicar la inmovilizadora y reaccionaria idea, que con sospechoso afán hay quien sostiene, de la imposibilidad de actuar de otra forma de la que viene siendo habitual.

El título que preside la memoria presentada a dicha convocatoria es “Prensa y construcción de sentido en las escuelas contemporáneas. Se reúnen bajo ese título una serie de experiencias que, puestas en marcha a partir de un mismo proyecto, se basan en la potencia que la prensa alberga como motor de sentido en los procesos de enseñanza-aprendizaje demandados por las sociedades contemporáneas.

Dichas experiencias se documentan a partir de cinco IES de Galicia durante los cursos 2006-07, 2007-08, y 2008-09. La condición de profesor sustituto del autor explica tal itinerancia. Los cursos son 2º ESO, 4º ESO y 1º Bach.; las asignaturas son “Educación para la Ciudadanía y los Derechos Humanos”, “Ética y Educación para la Ciudadanía” y “Filosofía y Ciudadanía” respectivamente. Aunque las dinámicas curriculares se llevaron a cabo de similar manera en los 13 institutos que requirieron de los servicios del que escribe este artículo, se eligieron 5 por conservar del trabajo en ellos suficientes documentos para ilustrar las dinámicas constitutivas del proyecto.

Parece conveniente señalar que los contenidos se centraron, en todos los cursos, en problemáticas filosóficas relacionadas con la ciencia y articuladas con problemáticas que presentan en la actualidad nuestras sociedades: genoma, células madre, inteligencia artificial, violencia y sus orígenes, desigualdades, contaminación, cambio climático etc. ; es de destacar, al hilo de lo afirmado en el apartado 3 de este artículo, la Iniciación del deseo de investigación científica observada en alumnos y alumnas que, tras profundizar en cuestiones de su interés, manifestaban el deseo de comprender los fundamentos científicos que están a la base de la temática que fuera el caso. Construcción de sentido de, por ejemplo, la biología para la comprensión de lo relacionado con la genética, la clonación; de la psicosociología y etología para el estudio de la violencia, los abusos o las actitudes discriminativas, de la física para comprender las cuestiones relativas a la posibilidad de la introducción de una causalidad libre en el mundo natural  etc.

Para hacerse una idea del mencionado trabajo suficiente para apoyar las opiniones aquí defendidas, además de lo que se acaba de decir  y de las fotografías que ilustran este artículo, se opta por ofrecer en el siguiente apartado una selección  de testimonios del alumnado y profesorado que participaron de una u otra forma en las experiencias constitutivas del proyecto “Prensa y construcción de sentido en las escuelas contemporáneas”.

Dichos testimonios son fragmentos de alguno de los anexos que se aportaron para ilustrar y documentar la memoria presentada a la antedicha convocatoria. Entre estos materiales se cuenta con escritos de docentes, de alumnos y alumnas (tanto sobre la metodología como los propios de las actividades de enseñanza-aprendizaje), la memoria de una persona que hacía el  Curso de Adaptación Pedagógica, fotografías de murales y actividades hechas por el alumnado o una tabla de registro de competencias, cubierta en muchas ocasiones las destrezas trabajadas, en otras sirvió de guía. Además se ofrecen escritos del alumnado de la optativa de 2º Bach., Sociología. Eran 4. Asistieron a la 2ª hora de una asamblea en 2º ESO (curso del que no era profesor, pero sí conocedor de sus miembros y problemas) en una intervención con motivo de acoso escolar. Sociología en acción e ilustración de dicha intervención.

Así mismo se dispone de un montaje de video (a partir de fotografías, textos y música), una programación didáctica, innumerables noticias de prensa seleccionadas y clasificadas, una recopilación de artículos sobre temáticas de actualidad que fueron objeto de interés por parte de los alumnos-as y una selección de textos de filósofos, sociólogos, científicos etc, destinados a  colaborar en la interpretación de los acontecimientos que conforman nuestra realidad así como a ser ellos mismos interpretados desde la reflexión que la consideración de dichos acontecimientos producen.

Un PowerPoint a partir de los escritos del alumnado combinados con imágenes y música, proyectado en la entrada del Instituto (durante varios días) en el que se realizó, que se convirtió en una verdadera potenciación y eficaz difusión del pensamiento que las dinámicas educativas produjeron, es también uno de los anexos reseñables en esta enumeración.

Todos estos materiales abordan las temáticas tratadas tanto desde distintos niveles cognitivos como desde soportes informativos apropiados a diferentes estilos de aprendizaje.

5.2 Fragmentos de testimonios

5.2.1 De un profesor

“… A principios del 2º trimestre llegó un nuevo profesor. El primer día de clase colocó la mesa y el material de trabajo en el pasillo del centro. No había apuntes ni libros de texto. Eran recortes de prensa, revistas científicas, mapas conceptuales, algún mural… […] Los alumnos se sentaban en las escaleras y todos los que pasaban por allí miraban con curiosidad y sorpresa la novedad. Y allí dio sus clases. Podía ser un chiflado, un arrebatado que quiere llamar la atención, un tipo raro […] pronto se supo la verdad […] Saben responder a preguntas de “teoría” y comentar textos. La mejoría se nota en todos los aspectos, los que antes no trabajaban ni participaban, ahora lo hacen, los que pensaban que la Filosofía es un “tostón” que no iba con ellos, ahora les gusta y la entienden. No hay disculpa que valga, las cosas cambiaron para bien.  Pero hay más, algunos profesores empiezan a cambiar sus métodos y a notar resultados. […]  Al día siguiente interviene [ tras incidente interalumnos-as], es el tutor del grupo y reúne a los alumnos en una asamblea. Pide la colaboración del co-tutor [el autor del escrito del que se extrae esta cita] y en un momento dado, de alumnos de cursos superiores.  Allí se aclaran los hechos, las causas y motivaciones más profundas de las actitudes agresivas que se vieron. No se buscan culpables ni inocentes sino explicación racional de los hechos de los que todos fueron víctimas. Salen a la luz los muchos problemas del grupo: violencia, acoso, agresividad, soledad, aislamiento […] La intervención fue muy fuerte y da buen resultado. No hay culpables ni castigos, pero a partir de ese día cambió el ambiente de la clase, fue todo un éxito. Todos quedamos impresionados y hasta los más escépticos tuvieron que aceptar lo evidente: otra educación es posible”. […]

5.2.2 De  chicos y chicas

De los chicos y chicas hay muchísimos escritos que valoran las metodologías desenvueltas así como los resultados obtenidos, decenas de ellos fueron seleccionados para los anexos de la memoria y, dada la coincidencia en muchos de las inquietudes manifestadas, bien pueden ser tenidos como representativos de cierto sentir general sobre el derrotero que deben tomar ciertas prácticas educativas persistentes, sean cuales fueren las cambiantes legislaciones que dicen regularlas.

Con esta selección de fragmentos del alumnado, se quiere también poner de manifiesto el acercamiento a uno de los objetivos de la experiencia: recrear ambientes socioeducativos que propicien la expresión real y situada del pensamiento fluido que reside en el interior de la infancia y juventud, y poder escuchar así sus manifestaciones liberadas de los condicionamientos a los que ciertos usos académicos conducen.

“… Pude apreciar como gente que no tenía ningún interés en la asignatura en la primera evaluación, parecía interesarse e intentar aprender, motivados por esos cambios “extraños” pero que funciona” […]

“… supimos montar una estructura de organización para elaborar el trabajo, seleccionar la información y repartir las competencias”. […]

“…Ha cambiado el espacio, la relación alumno-profesor y la interrelación entre todos nosotros, logrando entre todos juntos intentar comprender los problemas de la sociedad, del planeta y muchas otras cosas”. […]

“… aprendimos formas distintas de captar el conocimiento. Otra muy importante actividad fue la utilización y destripamiento de textos, extrapolable a otras asignaturas, como lengua…”

“… nunca se hizo nada parecido […] la forma de dar clase, sobre todo el primer día en la entrada…esta situación hace que estemos todos atentos”. […]

“Este trimestre aprendí mucho más que en el resto, porque normalmente dicen los temas que entran, y lo único que interesa es que chapemos el libro y que escribamos lo chapado en el examen, y lo único que hacíamos era mejorar nuestras técnicas de copiar y hacer chuletas”. […]

“… El primer trabajo hecho, el del mural, en donde aprendimos muchas cosas de muchos ámbitos a la vez hablando del nuestro, el cambio climático. Para poder pegar todo tuvimos que ser capaces de encontrar la idea principal de los textos y de su absoluta comprensión, algo que de otra manera nos llevaba mucho más tiempo”. […]

“Por sorpresa apareció un nuevo profesor […] La primera clase realmente sorprendente nos preguntó lo que realmente nos preocupaba acerca del mundo y nunca ningún profesor nos lo ha preguntado”. […]

“… hemos aprendido muchas cosas, como sacar una idea principal de un artículo de un periódico, a dar opinión sobre algo sin pudor, poder hablar de un tema realmente interesante en una clase y debatirlo.” […]

“Creo que con este método se podría evitar el fracaso escolar, pero […] no están por la labor”.  […]

“Me pareció sorprendente la manera de tratar la asignatura, desde el primer día, en lo que nos llamó la atención romper con los espacios rutinarios y dar la clase en la entrada del instituto y durante las clases, que no fueron las típicas de coger apuntes y atender a una explicación que la mayoría de las veces no sabes ni lo que te están diciendo”. […]

“A veces nos costó trabajo organizarnos con tantos textos y encontrar información y temas relevantes en ellos. Nos esforzamos en aprender, en intentar sacar conclusiones a través de los textos, sin preocuparnos por una nota final”. […]

“… menos aburridas, con una mayor participación de la gente, tratando temas que posiblemente nunca hubiésemos dado, como temas más de actualidad y más importantes”. […]

“… el trabajo individual-colectivo en el que se analizaban textos filosóficos se consiguió percibir mejor la filosofía de tal forma que nos gustara”. […]

“Centrándonos tanto en los temas de actualidad como el cambio climático, o la violencia se consiguió que nos preocupáramos por nuestro futuro y el futuro de todos”. […]

“… en mitad de curso cambió el profesor, y con él el cambio de estructurar las clases de manera que los alumnos empezamos a motivarnos con dicha asignatura. Gente que ya la tenía olvidada empezó a trabajar y con muchas ganas” […]

“… Todos, sin ninguna excepción nos pusimos manos a la obra con un mural, vimos las penosidades que había por el mundo y hasta nos disgustamos. Sin distanciarnos de lo anterior aprendimos a comprender textos que realmente eran difíciles, por la misma línea, yo L. aprendí lo que era la razón teórica y la práctica”. […]

“Se puede decir que algún día nos sentimos agobiados y hasta perjudicados por tantos textos, pero poco a poco dimos salido y de muy buena manera a ese problemita. No sé por qué, con esta forma de dar las clases empecé a sentir la filosofía en todo su significado”. […]

“… este tipo de clases te ayudan a salir de la rutina y en el caso de que todas fueran así, se estaría más motivado ante la expectativa de que cada día pasa algo distinto y que no es sentarse siempre en la misma silla a escuchar”. […]

“… esta forma de trabajar, mayoritariamente en grupos, con textos y haciendo murales, debates y reflexiones filosóficas sobre temas actuales que afectan a la sociedad, es una forma muy productiva de trabajar porque aumenta nuestro interés por los contenidos y se ve claramente que se aprende mucho más”. […]

“Estos métodos deberían ser expuestos ante los consejos y las juntas escolares para que fueran más utilizados en el resto de las clases”. […]

“Aprendemos sin tener que estar cada uno en su silla y en su mesa como si fuésemos robots a los que programan” […]

“En estas clases de filosofía aprendimos mucho más que en todo el resto del curso, porque al hacerlo en grupo, al ponernos historias de la realidad relacionándolas con textos de filósofos, al explicarnos las cosas las comprendemos […] normalmente aprendemos para el examen pero en cuanto lo hacemos nos olvidamos de todo […] En cambio, en estas clases de filosofía, con el método de estudio, nos acordamos de las cosas y no las olvidamos.” […]

“… me gustó mucho la idea de un cartel colectivo en que todos participamos y en el que yo, personalmente, aprendí muchas cosas como por ejemplo a conectar todas las cosas de la vida, aunque superficialmente parezca que no hubiera relación […] también aprendí bastante con los textos filosóficos, que eran muy interesantes”. […]

“…estos castigos no llevaban a ninguna parte, ni solucionaban nada, ya que esto era lo más importante, puesto que había un chaval que estaba sufriendo […]. Se hizo una asamblea en la clase de los rapaces, colocando las sillas en círculo para que todo el mundo fuese testigo de caras, hechos e incluso reacciones de los niños. Nosotros cuatro nos sentamos por el medio. […] todos y cada uno iban exponiendo su opinión […] al principio la sinceridad no existía, pero poco a poco fui comprobando que comenzaron a reflexionar, quizás al vernos opinar a nosotros mismos sobre los hechos […] creo que de vez en cuando ayuda el ponerse en el lugar de los demás […] habría que buscar una razón de ese comportamiento antes de castigar […] Quizás su comportamiento se debía, entre otras cosas al sufrimiento por ser marginado, él necesitaba sentirse bien, hacer algo diferente a los demás para destacar. […] Finalmente la asamblea finalizó de una forma que no me esperaba, ya que todo el mundo parecía contento y de acuerdo con esa manera de solucionar las cosas y no de la forma a que todo el mundo está acostumbrado”. […]

“…Esta reunión les sirvió a los niños para desahogarse, donde se emocionaron, y este quizás fue el factor más importante a conseguir, ya que son las emociones con las que uno se da cuenta de la realidad; tan distinta de como ellos creían, por eso, gracias a esto los niños comenzaron a expresare y a llegar a acuerdos, hasta el punto de calmar las relaciones entre ellos llegando a ser amigos.” […]

“… su cara cambió, en parte por la intervención de X (compañero de bach)  […] diciendo una frase muy importante “yo no quería hacer daño” muy emocionado […] las caras de todos cambian como si supieran todo lo que hicieron, que al fin y al cabo no era su culpa, están en un sistema que no funciona, los castigos no son efectivos, de hecho en el IES el año pasado había cierta rivalidad por ver quien era el que tenía más partes […] días más tarde al entrar al instituto me saludan, miro y veo 3 rapaces [los más enfrentados] de ese aula que estaban sentados en un banco, eran Y y Z, y otro del que no me acuerdo el nombre, una prueba evidente de que algo estaba cambiando”. […]

“… también me sorprendió lo de ponerse [el profesor], en vez en la sala de profesores, por el pasillo haciendo cosas”. […]

“La forma en que estuvimos trabajando en este último trimestre, ayudó mucho a que las cosas que íbamos diciendo en clase, los argumentos, los debates, los trabajos y las explicaciones con muchos ejemplos de la realidad, que ocurren en el día a día, tuvo mucho que ver en los aprendizajes […] aprendimos más que en el resto del curso porque en las actividades utilizamos los acontecimientos reales para explicar muchos temas”. […

“En este mes y medio aprendí más que en el resto del curso […] porque al participar (los alumnos) en las clases es muy importante y mucho más instructivo. Fue la mejor asignatura que dimos este año y ojalá el resto de las asignaturas fueran como esta, que nosotros seamos los protagonistas y participemos y desarrollemos nuestro propio pensamiento”. […]

“Porque está el típico tópico de que para aprobar filosofía hay que chapar lo del libro, pero no es así, filosofar significa pensar, y pensar es lo que estuvimos haciendo en esta evaluación. Aprendimos más viendo cosas del día a día y reflexionando sobre ellas que “chapar” sin entender”. […]

“Teníamos que estudiar cosas de las cuales no entendíamos lo que significaba porque no teníamos artículos ni nos informábamos tanto de las noticias […] ahora, aunque me informé de pocos temas, tengo un mayor nivel en ellos, por lo tanto clases como esta debería haber más”. […]

“Porque relacionamos la filosofía con las noticias actuales y con cosas que estamos viviendo a diario en nuestras casas. El hecho de recoger las noticias, las proyecciones, el video etc hizo que viéramos la filosofía de una forma distinta, aprendiendo a pensar y a interpretar los textos. No teniendo que memorizar un texto de cincuenta líneas sin entender nada, porque entendiendo y participando en la clase ya estamos estudiando […] y así es como aprendemos de verdad”. […]

“… los conceptos aprendidos de esta forma no se quedan de una forma mecánica, poco importa saber que la velocidad es el espacio partido por el tiempo si no entiendes que recorrer tantos metros en tantos segundos hace que poseas velocidad”.  […]

      << 4. Ir a De escuelas frec…                         6.  Ir a De algunas ref… >>

Seguir en:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest

Shares
Share This